Nueva Pagina Web


Nos mudamos a una nueva y mejor pagina

Te esperamos en las-piqueteras
Haz click aquí o en la imagen



lunes, 31 de octubre de 2016

Crisis de gabinete: FUERA EL OPUS DEI DEL GOBIERNO DE VIDAL

Crisis de gabinete en la provincia de Buenos Aires por el protocolo de aborto no punible

FUERA EL OPUS DEI
DEL GOBIERNO DE VIDAL

Lunes 31/10 - 10hs - Casa de gobierno de la Provincia de BsAs - La Plata:

  • Fuera Julio Conte Grand (Secretario Legal y Técnico) y Joaquín de la Torre (Ministro de Producción)
  • Inmediata adhesión al Protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE)


En las últimas semanas la Ministra de Salud de la Provincia de Buenos Aires, Zulma Ortiz, firmó una resolución para que esa provincia adhiera al protocolo nacional que regula el acceso a la interrupción legal del embarazo (ILE). Sin embargo, pocos días después María Eugenia Vidal lo vetó bajo la presión del Ministro de Producción de la Provincia, Joaquín de la Torre y Julio Conte Grand, Titular de la Secretaría Legal y Técnica, ambos ligados al Opus Dei. Desde la Agrupación de Mujeres en Lucha Las Piqueteras entendemos que el aborto no punible es un derecho conquistado para todas las mujeres y por eso exigimos la aplicación del protocolo nacional. Las Piqueteras decimos: ¡Fuera Conte Grand y de la Torre!

LOS PROTOCOLOS PROVINCIALES SON UNA FARSA PARA RESTRINGIR EL ABORTO NO PUNIBLE

Según informaron desde el gobierno, se encuentran elaborando un protocolo propio de la Provincia, que reemplace la resolución de Ortiz. La propia Vidal declaró que buscarán “‘darle intervención al área de Niñez, a los gremios por el tema de la objeción de conciencia, y a la Justicia para evitar la judicialización’ de los abortos encuadrados en circunstancias no punibles” (El Día, 27/10/2016). No es la primera vez que desde un gobierno del PRO se niegan a adherir al protocolo nacional amparándose en la confección de un “protocolo local”. Basta recordar que en 2012 el entonces Ministro de Salud porteño, Jorge Lemus, pretendió elaborar un protocolo en la Ciudad de Buenos Aires que incluía toda una serie de restricciones para acceder al aborto no punible. Exigía, entre otras cosas, la intervención de un comité interdisciplinario en contraposición a lo establecido en el fallo F.A.L. de la Corte Suprema, que especifica que basta con la intervención de un único profesional de la salud. A su vez, pautaba un límite de doce semanas de gestación en caso de violación, cuando dicho plazo no está contemplado en el artículo 86 del Código Penal. Finalmente, el protocolo del macrismo terminó siendo suspendido por la Justicia porteña y Lemus presentó la renuncia. La conclusión es clara: el macrismo elabora protocolos locales con el fin de restringir el acceso al aborto no punible, atacando un derechos conquistado para todas las mujeres. Por esta razón, desde Las Piqueteras rechazamos cualquier protocolo “de la Provincia de Buenos Aires” (o sea, con trabas burocráticas para negar nuestros derechos) y exigimos la inmediata adhesión al protocolo nacional.   

NO ES UNA CRISIS MORAL DE VIDAL, ES UNA CRISIS DE GABINETE

El veto de Vidal, lejos de ser producto de una cuestión moral, surge de la crisis política que se generó en su propio gabinete. Incluso, trascendió que Ortiz puso su renuncia a disposición de la gobernadora. Advertimos de esto al movimiento de mujeres, como el Colectivo Ni Una Menos, la campaña nacional contra las violencias hacia las mujeres y la campaña nacional por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito, que reclaman a Vidal la aplicación del protocolo ILE: para que se respete el derecho al aborto no punible, tenemos que echar al Opus Dei del gobierno de Vidal. Ese es el estado actual de la crisis política y donde tenemos que colocar el centro de nuestra denuncia política.

Distintos medios de comunicación señalaron que la principal oposición a la resolución de Ortiz vino de Joaquín de la Torre (Ministro de Producción) y Julio Conte Grand (Secretario de Legal y Técnica). De hecho, en la emisión de PPT del domingo 30/10, Lanata dijo textualmente “conozco personalmente a Vidal y me consta que apoya el derecho al aborto no punible”, Tenenbaum dijo “Vidal dio marcha atrás por la presión del Papa”, Mariela Belski (Amnistía Internacional Argentina) declaró que “esto no es el Papa pero sí sus operadores directos en Argentina" y, en esa misma línea, el informe mostró cómo el rector de la Universidad Católica Argentina de La Plata (Hernán Mathieu, designado por el ultra reaccionario arzobispo de La Plata, monseñor Héctor Aguer) y la organización “Familias por la Vida” presionaron abiertamente contra el derecho al aborto no punible.

El gabinete de Vidal está partido por el derecho al aborto no punible: en contra están Grand y de la Torre y a favor están Ortiz y Santiago Cantón (secretario de derechos humanos). La pregunta es por qué, en materia de salud pública, pesa más la palabra del secretario de legal y técnica y el ministro de producción antes que la ministra de salud (médica muy respetada por su trayectoria profesional) y el ministro de derechos humanos.

No es casual: ambos funcionarios se encuentran fuertemente vinculados al Opus Dei y cuentan con numerosas posiciones contra las mujeres y los luchadores en su haber. Conte Grand no sólo ha realizado declaraciones en contra del matrimonio igualitario, el aborto no punible y la política de identidad de género, sino que tuvo a su cargo la defensa jurídica del Estado porteño cuando el gobierno de Macri reprimió en el Hospital Borda y fue asesor de Andrés Salonia, Ministro de Educación de Menem. De la Torre, por su parte, no sólo tiene vínculos con el Opus Dei, sino que es el hijo del ex rector de la Universidad Católica de La Plata quien además intervino en 2006 para impedir el aborto no punible de una chica con síndrome de Down.



La responsabilidad política, en última instancia, la tiene la propia Vidal por permitir que el Opus Dei le cope el gabinete. La única forma de resolver esta crisis de gabinete a favor de los derechos de las mujeres es expulsando a los clericales reaccionarios.

CON LAS MUJERES O CON EL OPUS DEI: ¡FUERA CONTE GRAND Y DE LA TORRE!

Frente a la oposición de estos funcionarios a la adhesión al protocolo, la respuesta de Vidal fue clara: lejos de defender el derecho de las mujeres al acceso al aborto no punible, puso freno a la medida y mandó el protocolo a ser discutido en una comisión interdisciplinaria. En este sentido, desde Las Piqueteras planteamos que el aborto no punible es un derecho de todas las mujeres y de ninguna manera puede estar subordinado a la voluntad política de los ministros del Opus Dei. Por eso decimos bien claro: Fuera el Opus Dei del gobierno de Vidal

Contacto:
Daiana Asquini, dirigente de Las Piqueteras y la TPR - (011) 154 190 3554

Secretaría de Prensa de la TPR
TENDENCIA PIQUETERA REVOLUCIONARIA
sec.prensa.tpr@gmail.com // tpr-internet.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recibí en tu correo las novedades de Las Piqueteras