Nueva Pagina Web


Nos mudamos a una nueva y mejor pagina

Te esperamos en las-piqueteras
Haz click aquí o en la imagen



miércoles, 20 de noviembre de 2013

BERGOGLIO: El Papa Francisco no es “el nuevo héroe de la izquierda”, viene a legitimar las mafias del Vaticano

Respuesta de Las Piqueteras al diario inglés The Guardian del 16 de noviembre 2013

El Papa Francisco no es “el nuevo héroe de la izquierda”, viene a legitimar las mafias del Vaticano

En una columna de opinión del 16 de noviembre, el periodista Jonathan Freedland del diario británico The Guardian plantea que Bergoglio “es el nuevo modelo de la izquierda mundial, ante la alicaída imagen del presidente de ‘la esperanza y el cambio’, Barack Obama”. El diario inglés se suma a un operativo consciente lanzado desde el Vaticano para recomponer la autoridad de la iglesia y actuar como un factor de contención de las masas en plena bancarrota capitalista.

Bergoglio ha salido a decir: “Jamás fui de derechas”. Para mostrar ciertas críticas ideológicas a la concepción de la iglesia sobre la valoración de las mujeres: "En los lugares donde se toman las decisiones importantes es necesario el genio femenino. Afrontamos hoy este desafío: reflexionar sobre el puesto específico de la mujer incluso allí donde se ejercita la autoridad en los varios ámbitos de la Iglesia". (peridostadigital.com, 19/9). También dirigió un mensaje a los homosexuales plantando una línea de inclusión “para curar heridas y consolar corazones” y “acompañarlos con misericordia”.


Éstas, son tan solo algunas de las declaraciones ideológicas con las que el Papa busca presentar un supuesto escenario de “cambio” y reclama tiempo a los fieles para desarrollar futuras e inciertas reformas. Sin embargo, fue Bergoglio el que declaró la “guerra de Dios” al matrimonio igualitario en Argentina y a casi un año de su asunción no se ha hecho ninguna reforma. “Algunos quieren dibujar un Papa progresista, pero tendrán que esquivar alguna que otra realidad. Como por ejemplo, el hecho de que Francisco haya excomulgado a un sacerdote que defiende el matrimonio homosexual, según informa la prensa australiana. Greg Reynols, defensor del matrimonio homosexual y de la ordenación de mujeres, está fuera de la Iglesia desde el pasado 31 de mayo, aunque el caso se haya hecho público ahora. El documento que lo certifica, escrito en latín, debe ser emitido bajo la autoridad del Papa” (La Gaceta, 24/9). El Papa Francisco ha venido a legitimar a una iglesia en crisis corroída por los escándalos de pedofilia, de corrupción, por las mafias y los golpes de estado internos. Desde Las Piqueteras afirmamos las cosas como son: este Papa es Bergoglio, y Bergoglio no es de izquierda.

NO ES DE IZQUIERDA APOYAR LA PAZ DE LOS CEMENTERIOS EN SIRIA Y A DILMA CONTRA LA REBELIÓN POPULAR EN BRASIL

Su actuación en Siria y Brasil mostró cómo Bergoglio no es de izquierda. Plantear la “paz” en Siria junto a Putin significa sostener el régimen asesino de Al Assad: se trata de la paz de los cementerios. En Brasil, el Papa buscó desviar las movilizaciones populares en curso contra el gobierno. Durante su estadía en dicho país, Bergoglio “avaló que se distribuyeran en Río de Janeiro miles de folletos impresos por Iglesia para la Jornada Mundial de la Juventud contra el matrimonio igualitario, la adopción de niños por parte de parejas del mismo sexo, la fertilización asistida, la despenalización del aborto y el uso del preservativo” (TN, 29/7). A diferencia de lo que planteó Aurelio Díaz, dirigente del Partido Obrero en Chaco en plena campaña electoral (“como dice el Papa, hay que hacer lío para generar transformación”), desde Las Piqueteras llamamos a no depositar expectativas en el Papa. Bergoglio no impulsa la movilización popular: su estrategia se basa en contener la rebelión popular y preservar la autoridad del Estado.

BERGOGLIO VIENE A PROTEGER A LOS PEDÓFILOS Y PRESERVAR LOS NEGOCIADOS DEL BANCO DEL VATICANO CON LAS MAFIAS

Las medidas que tomó el Papa como el decreto de endurecimiento de las penas clericales por delitos de abuso sexual cometidos contra los menores y la excomunión del irlandés William Lee, encubren que no existe una medida efectiva para terminar con la pedofilia y las mafias. En primer lugar porque toda la lógica de la iglesia es el encubrimiento y no la denuncia a los pedófilos. Recientemente, “el obispo de la ciudad correntina de Goya, Ricardo Faifer, confirmó que pagó una fianza para que la Justicia de Corrientes otorgue la libertad a Domingo Pacheco, un sacerdote de 45 años de edad que estaba preso desde 2011, pero el viernes pasado quedó en libertad bajo caución. El religioso procesado oficiaba misas en la capilla San Antonio de Goya, donde el joven Osvaldo Ramírez lo denunció de abusarlo hace ocho años, cuando él era menor de edad; tras la liberación del sacerdote, la víctima le envió una carta al papa Francisco en la que afirmó: ‘En Corrientes cuidan a los pedófilos’” (Infobae, 18/11).

En segundo lugar y el más importante porque no pone en cuestión sino que preserva la impunidad de una estructura criminal que profanó generaciones enteras. El reglamento secreto de “Crimens Sollicitationis” que salió a la luz y ordenaba procesalmente callar y archivar los crímenes dentro de la institución, es la prueba más fehaciente de que Bergoglio posee todos los archivos secretos de los actos criminales cometidos. Sin embargo, toda esta información es resguardada en las cuevas del Vaticano. Se mantiene el silencio en vez de convocar al personal eclesiástico a realizar la denuncia penal ante la justicia. Es un derecho de todos los creyentes y el conjunto de los trabajadores que se hagan públicos todos los archivos secretos para que haya justicia por todas esas juventudes ultrajadas por el clero.

La publicación de los libros contables del Banco del Vaticano de 2011 y 2012 realizada por Bergoglio busca mostrar un operativo de “limpieza”. Recientemente tuvo que renunciar el director general del banco, Paolo Cipriani y su adjunto, Massimo Tulli, luego de que la policía Italiana detuviera por lavado de dinero al monseñor Nunzio Scarano, ex funcionario de la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA). “El prelado, junto con un miembro de los servicios secretos italianos y un intermediario financiero, intentó introducir ilegalmente en Italia, sin lograrlo, unos 20 millones de euros depositados en un banco suizo procedentes de un fraude fiscal, según la acusación.” (mexico.cnn.com, 1/7/2013). Bergoglio colocó, en reemplazo de Cipriani (un hombre del Banco Santander) a Ernst von Freyberg. Este sujeto, además de formar parte de la Orden de Malta (orden militar religiosa vinculada al Vaticano, a la que también pertenecía John Francis Queeny, el fundador de Monsanto), es presidente del astillero Blom-Vhoss Group que, entre otras cosas, construye buques de guerra para Alemania. No es un dato menor, dado que el Banco del Vaticano está denunciado por ser el segundo accionista de la fábrica de armas Pietro Beretta Ltda. En conclusión, lejos de barrer con las mafias y la industria armamentística, Bergoglio viene a legitimarlas.

CREYENTES Y NO CREYENTES TENEMOS QUE UNIRNOS EN CONTRA DE LA JERARQUÍA ECLESIÁSTICA DE LOS PEDÓFILOS, MAFIOSOS Y HOMOFÓBICOS

Preservar la estructura de la iglesia significa respaldar una jerarquía eclesiástica plagada de pedófilos, mafiosos, belicistas y homofóbicos. Bergoglio no vino a desmantelar esa estructura, sino a lavarles la cara. Las cúpulas eclesiásticas y sus mafias asociadas se aprovechan de los fieles y sus creencias religiosas para montar toda una serie de negociados capitalistas en su propio beneficio y a expensas de las masas explotadas. Estos negociados son fomentados por el propio Vaticano a través de su Estado y su banco, que siguen en pie, con el aval de Bergoglio.

Estos mafiosos, pedófilos y homofóbicos gozan de impunidad por la complicidad de los gobiernos capitalistas, a quienes la iglesia sostiene contra la rebelión popular. Desde Las Piqueteras llamamos a unir a creyentes y no creyentes en una lucha común contra este aparato podrido. Está planteado desarrollar una lucha política exigiendo que todos los curas sean electos y revocables por el voto de los fieles, que se cierre de inmediato el Banco del Vaticano, que se abran las cuentas de todas las iglesias, que se abran los archivos secretos del Vaticano donde figuran todos los crímenes cometidos por el personal eclesiástico, y denunciando la complicidad de la iglesia con todos los gobiernos capitalistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recibí en tu correo las novedades de Las Piqueteras